Los Lectorados y Cátedras de las Universidades logran adaptarse a la situación

Euskara. Kultura. Mundura.

21-05-2020

Que la mayoría de las universidades a nivel mundial se hayan cerrado debido a la emergencia sanitaria no es novedad. Los lectorados de euskera y cultura vasca que gestiona Etxepare Euskal Institutua en 35 universidades de 18 países, así como sus nueve cátedras, han tenido que adaptarse a esta nueva situación, pero la mayoría de ellos han encontrado el camino para seguir adelante.

Que la mayoría de las universidades a nivel mundial se hayan cerrado debido a la emergencia sanitaria no es novedad. Los lectorados de euskera y cultura vasca que gestiona Etxepare Euskal Institutua en 35 universidades de 18 países, así como sus nueve cátedras, han tenido que adaptarse a esta nueva situación, pero la mayoría de ellos han encontrado el camino para seguir adelante.

Tal y como se ha mencionado en un artículo anterior, los 29 lectores distribuidos por todo el mundo han realizado un gran esfuerzo para adaptar sus clases de lengua y cultura vasca a la modalidad online. La mayoría lleva bastante bien esta adaptación, a pesar de las dificultades, y a algunos/as les ha servido para abrir camino a ideas innovadoras.

Sin embargo, el caso de las cátedras es diferente. En ellas, cada año se invita a un experto diferente a impartir diversas asignaturas, seminarios o conferencias sobre estudios vascos, y muchos de ellos tienen dificultades para desarrollarse sin esta modalidad presencial.

Las cinco cátedras que se iban a celebrar en primavera del 2020 han encontrado diferentes formas de evitar que sus programaciones se vean dañadas. La Cátedra Koldo Mitxelena de la Universidad de Chicago, por ejemplo, ha pasado su programación íntegramente a la primavera de 2021; y lo mismo han hecho con las programaciones de la Cátedra Jean Haritschelhar de Burdeos y la Cátedra Manuel Irujo de la Universidad de Liverpool, aunque la convocatoria de la Beca de Investigación Manuel Irujo MRes que ofrece esta última sigue abierta hasta el 15 de junio. La Cátedra Eduardo Chillida, de la Universidad Goethe de Frankfurt, ha encontrado dos soluciones: mientras la asignatura programada para el segundo cuatrimestre de 2019-2020 se está impartiendo online, el workshop o taller que se iba a realizar en junio ha sido pospuesto al otoño. La Cátedra Eloise Garmendia Bieter de la Boise State University, que comenzaba en marzo, se topó de lleno con el estado de emergencia, por lo que, de momento se pospone a otoño, y en función de las circunstancias se planteará hacerlo online.

Las programaciones de las cátedras previstas para otoño de 2020 también cuentan con un futuro incierto, pero han encontrado alternativas. La Cátedra Bernardo Atxaga de la Universidad CUNY de Nueva York está prevista para octubre, bajo la dirección de Mari Jose Olaziregi, y está preparada por si hay que impartirla online. Amale Artetxe, la nueva cátedra acordada con el centro CONICET de Argentina, está prevista para otoño, pero aún está en sus inicios, y el programa y el procedimiento se darán a conocer en un futuro próximo. La Cátedra William Douglass, ubicada en la Universidad de Massachusetts – Amherst, tiene prevista su programación para diciembre, y esperan poder realizarla con normalidad. Por último, la Cátedra Jon Bilbao de Reno, basada en una estancia de investigación, está en proceso de selección del investigador de este año, que se podrá anunciar próximamente. Se prevé que la estancia se realice en otoño.

Inscríbete a nuestra Newsletter para recibir más información

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la Política de privacidad y los Términos de servicio de Google.